19 de enero de 2010

La gota que...



Estoy exhausta. Agotada. Cansada. Mal que me pese, sigo enganchada en discusiones... nefastas, incómodas. Ruines. Aportan? No. Suman? Menos. Entonces? La cuenta me da cualquier resultado menos el esperado.

Pierde uno cuando pretende que un adulto, con sus facultades intactas, se comporte como tal, y cambié su discurso de "me salió así" e "hice lo que pude" a algo más consciente y/o responsable?

Comprender no, se torna difícil, casi imposible, implica sentimientos. Talvez tratar de "entender", algo más racional, objetivamente, de qué se trata todo esto, y qué hacemos con ello.

Siempre espero ver la luz al final del túnel... no creo que haya opción. Como tampoco creo que pretender ciertas actitudes sea en vano. Humanas.

En fin... mientras, sigo tratando de aprender.

8 comentarios:

i am... dijo...

Como decía Borges:

Con el tiempo, uno aprende...

Besos y abrazos

fabi dijo...

Nunca paramos de aprender en nuestra vida... siempre pasa algo que te deja sin palabras... pero despues siempre sale el sol...

Saludos y abrazos Paola, sobretodo en esto momento!

Soñadora dijo...

Paola, es verdad que hay momentos en que es muy difícil encontrar la paciencia necesaria, pero mientras te escribo este comentario veo tu foto con dos hermosos angelitos a tu lado, y creo que por ellos vale todo la pena!
Besitos,

Magah dijo...

Se aprende, por lo general "a patadas en el traste", duele, claro.

Besos

luisa maria cordoba dijo...

A veces aprendemos a base de errores, pero eso nos da fuerza a seguir intentandolo.
Lo sé muy bien.

Como dijo Mario Benedetti.
Imposible andar sin saber caer.
Imposible acertar sin saber errar.
Imposible vivir sin saber revivir.
Y eso es la pura realidad.
Un besito guapisima.

Paola dijo...

Gracias a todas x los coments. Acompañan, sanan, dan paz...

Dificil momento.

Besos a todas.

Ricardo dijo...

Paola he luchado, discutido, intentado cambiar, cambiarme, y luego comprendí que a veces sólo sirve ver bien y aceptar. La gente a veces realmente hace lo que puede, lo que le sale, y a uno sólo le queda la pesada carga de ver la realidad, de decidir si lo acepta ó no, si se queda ó se va...

Paola dijo...

Si, lo sé, hay q aceptar aunque duela. Gracias.